Tras la derrota en el primer partido a doble jornada antes de la Semana Santa; el partido contra Ponce PSB era crucial para sentar las bases de la salvación y escapar del fantasma del descenso. El partido, crucial, comenzó con una buena dinámica, asegurando canastas y logrando ataques fluidos. Todo el equipo era consciente de la importancia del partido y la necesidad de la victoria, era un partido de todo o nada; así que salieron a morder el campo como era lógico. La primera parte fue buena en líneas generales; controlando el tempo del juego en todo momento e incluso logrando canastas que aventajaban a los nuestros en el marcador y los hacían pensar en la ansiada victoria. En la segunda mitad; una defensa en zona frenaron las intenciones de los nuestros de llevarse la victoria. La falta de acierto se empezaba a notar y no se conseguía desmontar su defensa en zona. Al final; varios tiros logrados más allá de la línea de 6,75 metros aseguró el marcador para los nuestros, llevándonos una de las victorias más importantes de la temporada y que nos hacía soñar con la salvación en la última jornada contra Viana de Cega.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.